Desarrolla el potencial de los niños con Asperger

El Asperger es un trastorno neurobiológico clasificado dentro de los trastornos generalizados del desarrollo, en este síndrome que suele diagnosticarse en la primera infancia, quienes son afectados muestran marcada dificultad para las relaciones sociales, poco uso del lenguaje con fines comunicativos, aunque poseen un nivel de inteligencia normal.

Entre los aspectos positivos a destacar de las personas con Asperger se identifica su memoria principalmente en temas de interés, su inteligencia y capacidad de análisis, factores que según la directora del programa de Psicología de Areandina, Jessica Mejía, deben ser aprovechadas en su proceso de aprendizaje.

Según la experta, entre los signos que caracterizan a las personas con Asperger están “Dificultades para expresar sus emociones y leer las de los demás, buen dominio del leguaje, pero poco uso del mismo con fines comunicativos, así como pobre uso del lenguaje no verbal (contacto visual y expresiones faciales), en general tienen baja reciprocidad social y emocional.

Usualmente muestran patrones de comportamiento repetitivos y estereotipados, tienen rutinas poco funcionales e intereses limitados. Todo esto, puede representar dificultades en su integración social y desempeño escolar.

Teniendo en cuenta las características y signos de este síndrome y su incidencia en el rendimiento escolar, Yanelis Yaneth Ramón, directora del programa de Licenciatura en Educación Infantil de Areandina, comparte una serie de consejos para estimular el aprendizaje de niños con este diagnóstico.

  1. Potenciar sus temas de interés: Es frecuente que los niños con Asperger presenten interés hacia algún tema en especial como por ejemplo los dinosaurios, los carros, la tecnología o la música, esa afinidad con esos temas puede ser utilizadas en el proceso de aprendizaje y de interacción con los menores.
  2. Emplear material visual atractivo: Acompañar con textos cortos las imágenes, mapas de contenido o videos para una mejor comprensión. Es importante tener en cuenta que al ser niños muy analíticos prefieran que sus actividades se puedan resolver con el uso de la lógica.
  3. Poner en práctica juegos didácticos: Juegos de imitación, descripción, personificación, mímica, rompecabezas, o juego de roles para representar estados emocionales, pueden ser atractivos para ellos y pueden estimular en sus procesos creativos, comunicacionales y sociales. Juegos de mesa como “Pictionary” son una alternativa para demostrar habilidades y destrezas.
  4. Invitarlos a compartir sus conocimientos: Dado que los niños con Asperger tienen afinidades específicas, se les debe estimular para que enseñen sus conocimientos sobre ese tema que les interesa, fomentando así su capacidad de liderazgo.
  5. Actividad física: Se recomiendan juegos que representen actividad física y que a la vez puedan estimular su aprendizaje. Juegos como “el escondite” o el “pica-pared” tienen normas fáciles de entender y aplicar, además les ayudará a fortalecer su motricidad gruesa.

Sin duda la etapa escolar es la oportunidad para que familiares puedan compartir con ellos, afianzar sus potencialidades y estimular sus procesos de aprendizaje.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: